Amaia del Campo: Reponga la cruz de Cabo Quilates derribada por los cachorros de la izquierda abertzale (firma)

Reponga la cruz de Cabo Quilates derribada por los cachorros de la izquierda abertzale

20004 personas ya han firmado esta petición

   Gloria, Ana Maria y Alicia han firmado hace menos de 15 minutos

    ¡Suma tu firma ahora y haz que esta petición crezca!















    Lee nuestra Política de Protección de Datos, con la que protegemos tu privacidad. Al firmar se podrán comunicar tus datos básicos al destinatario de la petición, y Abogados Cristianos te mantendrá informado de novedades.

    No está permitido rellenar el formulario con datos de terceros sin su consentimiento. Los menores de 16 años no pueden introducir sus datos personales sin autorización.

      Destinatario: Amaia del Campo, alcaldesa de Baracaldo

    El odio anticristiano sigue actuando:

    La organización juvenil independentista vasca “Ernai” ha saboteado y derribado la cruz de Cabo Quilates, en Baracaldo (Vizcaya):

    Esta cruz estaba situada en la dársena de Portu, en Baracaldo (Vizcaya).

    Se la conocía como la Cruz del Cabo Quilates, en recuerdo a un buque capturado por milicianos republicanos en 1936 en el que tomaron presos y asesinaron a decenas de personas.

    (Entre ellos, muchos sacerdotes y religiosos).

    Y a todos ellos recordaba esta cruz de hormigón… hasta que en marzo de 2022 la organización juvenil independentista “Ernai” la derribó:

    • Con nocturnidad y alevosía.
    • Con maquinaria (no fue improvisado).

    ¡Incluso se grabaron un vídeo para atribuirse la autoría del derribo!

    Esta cruz no tenía ningún elemento “franquista”. De hecho, ni siquiera estaba en el catálogo de símbolos de la Guerra Civil y de la dictadura elaborado por el gobierno vasco.

    No les vale la excusa de la “memoria histórica”.

    No podemos dejar que estos extremistas anticristianos sigan derribando nuestras cruces.

    Por eso desde Abogados Cristianos nos hemos querellado contra los responsables del derribo de esta cruz por varios presuntos delitos:

    • Contra los sentimientos religiosos
    • Incitación al odio
    • Asociación ilícita
    • Daños contra el patrimonio con agravante de discriminación

    Es la cuarta cruz que derriba este grupo… sin que la Justicia ni el gobierno vasco hayan hecho nada por evitarlo.

    A pesar de que existe jurisprudencia de varios Tribunales Superiores de Justicia que obligan a mantener o restituir estas cruces:

    “Tras eliminar toda simbología franquista, la Cruz puede ser contemplada como un elemento religioso, aunque no fuera su significado originario, puesto que es evidente que se trata de una cruz latina”.

    (Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Galicia)

    El Ayuntamiento de Baracaldo ha “condenado rotundamente” el derribo. Pero si tú y yo no les presionamos, no harán nada para reponerla.

    Por eso hemos creado esta petición para pedir a la alcaldesa de Baracaldo, Amaia del Campo, que reponga la cruz de Cabo Quilates, derribada de forma ilegal.

    Muchas gracias por firmar la petición. Compártela con tus contactos.

    A: Amaia del Campo, alcaldesa de Baracaldo

    He sabido que la organización independentista vasca “Ernai” ha derribado la cruz de Cabo Quilates de Baracaldo en un acto de puro salvajismo que se han atrevido a grabar y publicar.

    Esta cruz recordaba a casi un centenar de asesinados, entre ellos muchos sacerdotes y religiosos. No tenía ningún elemento “franquista” y ni siquiera estaba en el catálogo de símbolos de la Guerra Civil y de la dictadura elaborado por el gobierno vasco.

    Es la cuarta cruz que derriba este grupo sin que el gobierno vasco hayan hecho nada por evitarlo, a pesar de que la jurisprudencia de Tribunales Superiores de Justicia obliga a mantener o restituir estas cruces.

    Su ayuntamiento ha “condenado rotundamente” el derribo. Pero sin acciones que reparen el derribo de la cruz, no sirve de nada. Por eso le pido que, por justicia y por respeto a la libertad religiosa, restituya la cruz de Cabo Quilates.

    Muchas gracias.

    Atentamente,